CENTRO DE PLANCHADO. LA RESPUESTA A LAS ARRUGAS DIFÍCILES Y LOS GRANDES MONTONES DE ROPA

¿Eres de los que sueles acumular grandes cantidades de ropa para planchar? ¿Ya no sabes qué hacer con las arrugas más difíciles? ¿No quieres perder tanto tiempo planchando? ¿Buscas un aparato que dé a tus prendas un planchado profesional? Pues igual que en la mejor teletienda de madrugada, ¡no busques más! La respuesta a todas estas preguntas es un centro de planchado.

Y es que el centro de planchado es un electrodoméstico creado especialmente para aquellos que planchan grandes cantidades de ropa (familias, pisos de estudiantes, vagos recalcitrantes); para aquellos que desean eliminar hasta la arruga más difícil, quizás por un exceso de perfeccionismo o quizás porque en su vestuario predominan las prendas que se arrugan en cuanto las miras; y para aquellos que, quizás por cuestiones profesionales o simplemente por cuestiones estéticas buscan un auténtico planchado profesional.

Veamos las ventajas de los centros de planchado:

 

PRINCIPALES VENTAJAS DE UN CENTRO DE PLANCHADO

Plancharás mucho más rápido

Es muy simple. Cualquier centro de planchado es mucho más potente que cualquier plancha de vapor. Por ejemplo, la Bosch Sensixx tiene 3100 W de potencia. Con esto se consigue que la plancha alcance la temperatura que seleccionemos en mucho menos tiempo. Y, por lo tanto, acabaremos de planchar mucho antes, ya que se reducen los tiempos de espera hasta que la superficie de la plancha esté caliente.

Eliminarás hasta las arrugas más difíciles

Lo único que puede realmente con las arrugas es el vapor. En los centros de planchado el caudal de vapor y los golpes de vapor son mayores que en cualquier plancha tradicional. Así que hacen que el planchado sea mucho más sencillo y rápido, acabando fácilmente con las arrugas más rebeldes.

Por ejemplo, la Bosch TDS38311ES desprende un caudal de vapor constante de 120 g/min que conseguirá que elimines todas las arrugas que se te presenten en el menor tiempo posible. Y, además, su función Ultimate PulseSteam aumenta la cantidad de vapor con tres potentes disparos, para que, cuando sea necesario, tengas un aporte extra de vapor.

Cómodo y fácil de manejar

En un centro de plancha, el depósito de agua se encuentra situado en al calderín y no forma parte de la misma plancha. Esta disposición aporta dos ventajas fundamentales. La primera es que hace que la plancha no pese tanto. Por lo tanto la podrás manejar cómodamente y sin cansarte.

La segunda es que al tener un depósito de agua independiente es mucho más fácil de rellenar. Simplemente lo pones bajo el grifo y ya está.

Mayor autonomía

Gracias a que el depósito de agua se encuentra en el calderín, puede ser mayor. Si a esto le sumamos una mejor optimización del caudal del vapor, el resultado es que con un centro de planchado podrás planchar todo lo que quieras durante el tiempo que necesites.

Seguridad frente a accidentes

Con un electrodoméstico como un centro de plancha, una de las cosas que nos puede dar más miedo es un posible accidente. Sobre todo si hay niños en casa. Pues podemos respirar tranquilos porque la mayor parte de centros de planchado disponen de diversos dispositivos de seguridad para evitar esas pequeñas desgracia.

Por ejemplo, los centros de planchado Bosch cuentan, por un lado, con la función Secure, con la cual la plancha se desconecta automáticamente si lleva un cierto tiempo si utilizarse. Y por otro lado, incorporan el sistema SecureLock que ancla la plancha al cuerpo del centro de planchado de forma segura.

Una forma de ahorrar

Con un centro de plancha no sólo ahorrarás tiempo de planchado, también podrás ahorrar en agua y en energía. En línea general, comparado con las planchas de vapor, cualquier centro de planchado te ahorra una media de un 40% de agua. Simplemente por su optimización del uso del vapor.

Además, muchos modelos incorporan una función Eco que te permite ahorrar hasta un 25% de energía.

¿ESTÁS BUSCANDO UN CENTRO DE PLANCHADO? ÉCHALE UNA OJEADA A NUESTRA TIENDA ONLINE

Fuentes: Bosch